Campamento base en Chancelas. Nos juntamos con la asociación Tambre de Pontevedra.  Juegos, empanada que repartimos entre todos, fútbol, aventura, exploraciones.  Chema y Luisma eran los guías, Carlos no se llego a bañar pero casi, repetiremos con algo más de temperatura.

Las paredes entre las rocas recordaba a la película 127 horas.

Leave a reply

Lo siento, debes estar conectado para publicar un comentario.